sábado, 27 de agosto de 2011

Cantares... (A. M.)



Todo pasa y todo queda,
pero lo nuestro es pasar,
pasar haciendo caminos,
caminos sobre el mar.

Nunca persequí la gloria,
ni dejar en la memoria
de los hombres mi canción;
yo amo los mundos sutiles,
ingrávidos y gentiles,
como pompas de jabón.

Me gusta verlos pintarse
de sol y grana, volar
bajo el cielo azul, temblar
súbitamente y quebrarse...

Nunca perseguí la gloria.

Caminante, son tus huellas
el camino y nada más;
caminante, no hay camino,
se hace camino al andar.

Al andar se hace camino
y al volver la vista atrás
se ve la senda que nunca
se ha de volver a pisar.

Caminante no hay camino
sino estelas en la mar...

Hace algún tiempo en ese lugar
donde hoy los bosques se visten de espinos
se oyó la voz de un poeta gritar
"Caminante no hay camino,
se hace camino al andar..."

Golpe a golpe, verso a verso...

Murió el poeta lejos del hogar.
Le cubre el polvo de un país vecino.
Al alejarse le vieron llorar.
"Caminante no hay camino,
se hace camino al andar..."

Golpe a golpe, verso a verso...

Cuando el jilguero no puede cantar.
Cuando el poeta es un peregrino,
cuando de nada nos sirve rezar.
"Caminante no hay camino,
se hace camino al andar..."

Golpe a golpe, verso a verso.


Autor: Antonio Machado (1875-1939), poeta Español de la generación del 98.


4 comentarios:

Mayte_DALIANEGRA dijo...

Huy, este poema de mi Antonio Machado querido hasta lo ha hecho canción uno de mis cantantes más dilectos, el catalán Joan Manuel Serrat y con ello lo popularizó aún más si cabe.

Los hermanos Machado son dos grandes con mayúsculas de las letras de mi país, y de las hispanas en general, qué bueno que le has rendido tan bello homenaje a uno de ellos con este post tuyo, querida amiga.

Justamente tengo hasta una foto posando con el autor de estos versos, con una escultura suya, jiji, de bronce y sedente, en la ciudad española de Soria, la ciudad a la que tanto cantó desde que llegó a ella siendo un treintañero.Y la foto me la hice el verano pasado, que estuve por aquellos pagos.

Respecto al poema de Miguel Hernández, sí, reconozco que es muy largo, pero lo encuentro precioso, busca también su "Elegía a Ramón Sijé", quien fuera su mentor y por mor de quien pudo estudiar el humilde pastorcillo que era, una obra maestra universal, sin duda, o sus "Nanas a la cebolla" o su "Para la libertad", el primer poema que memoricé de chica. Sobre el poema 15, decirte que sus biógrafos coinciden en señalar que fue escrito para su amante entonces, la pintora gallega surrealista Maruja Mallo, que estuvo exiliada en Argentina y Chile tras la Guerra Civil Española, muy amiga de Neruda. Aunque la esposa de Miguel, Josefina Manresa, siempre defendió que había sido compuesto para ella.

Y tras este rollo "del corazón", añadir que, aparte de Vicente Huidobro, otro poeta chileno que me encanta es Gonzalo Rojas, y es que tu país es patria de poetas y de cantores, como mi adorado Víctor Jara.

Un gran beso, amiga mía.

Яakro dijo...

¡Un gran poema!

Patricia dijo...

Me encanta este poema, alguna vez lo escuche en una cancion y la guarde por un buen tiempo en mi ipod...Ahora ya no la tengo pero me la recordaste y le agradezco porque me recordo que el camino lo hace uno cuando en una bifurcacion debe decidir por un solo rumbo...y su decision marcara su destino paso a paso...
Feliz semana!!!!
besos,

Dark dijo...

"Caminante no hay camino,
se hace camino al andar...".

Me trae muchos recuerdos.

Gracias por compartirlo. Saludos.