viernes, 30 de septiembre de 2016

Luna negra


Es impresionante todo lo que ha traído Septiembre de este año, pues a los ya mencionados fenómenos naturales y planetarios que hubo, se le suma otro acontecimiento de un alto interés astronómico: La Luna Negra u oscura.

¿Qué es la Luna Negra?

 Una Luna Negra u oscura se produce cuando la Luna está demasiado próxima al Sol y muy lejos de la Tierra, siendo ocultada por la sombra de nuestro planeta y “borrada” por el gran resplandor solar. Entonces se provoca una aparente invisibilidad total de la Luna, que suele durar entre un día y medio a tres días y medio. Además de ello, puede existir una ausencia de Luna Nueva o llena en ese mes (Lo que debe diferenciarse del habitual paso al estado de  Luna nueva que todos conocemos, ya que en el proceso de dicha fase la Luna tampoco se ve), pero más impresionante aún, puede haber una segunda Luna nueva ¡y eso es lo que ocurrirá este Viernes 30 de Septiembre de 2016!

¿Por qué es tan emocionante? porque este suceso se genera aproximadamente cada 32 meses. Y según algunas fuentes no se esperaba otra Luna negra sino hasta Enero del 2018, ya que la última fue en Marzo del 2015, así que el evento se adelantó por mucho.
Pero por la forma en que se están dando estos fenómenos, tan seguidos uno tras otro, hay muchas teorías “conspiranoicas” y apocalípticas por ciertos enunciados bíblicos malentendidos, pero en vez de mirar estos acontecimientos de forma trágica, es preferible disfrutarlos y ser agradecidos por la oportunidad de poder presenciarlos y vivirlos bajo el criterio de cada consciencia y sapiencia interior.

Simbolismo humano e importancia mística.

Esta fase oscura, bajo aspectos psicológicos, representa los niveles más profundos del inconsciente, es por ello que en el área espiritual, esta instancia presenta la oportunidad perfecta para meditar en los laberintos más oscuros e íntimos de nuestra mente y alma, para hallar una comprensión holística de nuestro ser. 
La ausencia de Luna simboliza un momento perfecto para practicar el desapego, el desprendimiento de viejas trabajas que obstaculizan tu desarrollo personal. Siempre aconsejo realizar actos simbólicos para sanar el interior, ya que las cicatrices del alma no se curan con poner un parche. 

Ejercicios: Puedes escribir una carta describiendo tus dolores, carencias y traumas, prenderle fuego imaginando que en este acto se queman dichas limitaciones, abriendo paso a un nuevo tú renovado con el aspecto purificador del fuego. Pero también puedes ofrecer esta carta al mar, que tranquilamente recibirá tus angustias, bañándote energéticamente o incluso físicamente si te adentras en él, llevándose dichos males.

Recomendaciones: Pienso que cuando no se ve la Luna, ya sea por el fenómeno descrito, por la transición de un cambio de fase lunar a otra, o por un eclipse, lo mejor es guardar silencio y escuchar al cosmos dentro de uno mismo. Ser, estar, contemplar, sin forzar. Yo visitaría la playa y oiría la voz del mar en conjunción con mis aguas internas, como una forma de equilibrar las emociones. O me adentraría en un bosque para palpitar con su respirar sereno. O me quedaría en casa, mirando el cielo nocturno, opaco y oscuro, para integrar mis sombras. Hagas lo que hagas, sólo siéntelo y capta el momento con consciencia y calma.

Ritualiza la Luna Negra.

Para los más esotéricos y conectados con el mundo divinal, es una fecha interesante para realizar rituales. Pero lo que debes tener en cuenta, es que desgraciadamente hay personas que usan estos fenómenos para atraer o invocar fuerzas negativas, así que antes de empezar, protégete a ti y al lugar en que realizarás esta actividad. Persignarse, brindar oraciones y pedir protección a tus guías, ángeles guardianes o a Dios, es lo primero. Puedes realizar además un círculo mental en el piso del cual se creará una esfera luminosa que rodeará el área en el que estás, cubriéndote a ti mismo y a quienes te acompañan. Puedes trazar un círculo protector con sal o tiza, e incluso poner cuarzos o piedras alrededor. 

Meditación con minerales para mirarte sin juicios:

Te aconsejo piedras negras como la Hematita, la obsidiana o el Onice. O Piedras femeninas y lunares como la piedra luna u la opalita (con la que comúnmente confunden a la primera), también puedes coger fósiles marinos como el coral rojo, blanco o negro, u otros elementos acuáticos como las conchitas de mar por estar asociadas con las emociones y el aspecto sagrado femenino. Todas estas piedras y elementos ayudan a entrar a los mundos interiores e incoscientes con mayor profundidad. Puedes incluso usar cuarzo rosa para elevar la autoestima y amor propio, generando mayor aceptación sobre tu persona.

*Este primer ejercicio es muy simple y principalmente necesitarás un mineral: Pon incienso para ambientar, purificar e inspirar. Puedes poner música de relajación, tonadas binaurales o inbuirte en los sonidos ambientales. Respira tranquilamente y cuando estés listo, toma entre tus manos el mineral que hayas previamente escogido. Si quieres ahondar más en ti mismo puedes poner tu mineral dentro de una copa o vaso con agua, esto puede representar como tal, la puerta hacia la parte de tu psiquie que no ves. Le pedirás guía a tus maestros superiores y ayuda a tu mineral para conocer tus deseos ocultos y así aprender más de ti a través de ellos. Lo que se te revelará lo mirarás sin juicios, entendiendo que todos tenemos sueños, deseos y oscuridad (vista no como una carencia, sino como un secreto e incluso una cualidad). Si ya sabes o conoces ese lado de ti, entonces te concentrarás en hallar aceptación, perdón y liberación de prejuicios, ya sea de las críticas que otros te hicieron o que tú mismo te propinas. Cuando termines da las gracias. Si usaste el vaso con agua, puedes lavarte las manos, rostro, pies o donde lo sientas, como una forma de integrar aún más la magia del ejercicio. En su defecto, riega una planta.


*Si sientes la confianza, puedes concentrarte en la deidad Lilith (para los Sumerios Ishtar o Lamastu), la mujer que existió antes que Eva, pero que se rebeló ante las exigencias de Adán. Ella conocía su potencial interno y tenía amplia conexión con la sabiduría universal.
Ella simboliza la capacidad y necesidad de vivir el placer y realizar los deseos más inconfesables de cada persona. También muestra lo que debe morir o ser devorado para liberarse y generar nueva vida. La verdad es que es una imagen fuerte, y cualquier trabajo con su asistencia puede llegar a ser tan catártico y revelador, que te puedes sentir abrumado. Aconsejo usarla como una llave simbólica que te guiará para explorar tus fibras más ocultas y en vez de verle como una deidad externa, entiéndela como un aspecto personificado de tu energía psíquica o espiritual. Puedes unir esta idea con la meditación anterior, e imaginar que esta reina suprema te lleva por las espirales de tu mundo subconciente para enseñarte a vivir sin lógicas morales ni apegos emocionales ni racionales, sino para fluir con tu verdadera naturaleza; prima, esencial y hasta instintiva.

Hay quienes le usan para encontrar amantes, pero pienso que es mejor pedir que nos ayude a ser mejores amantes a nosotros mismos antes que atentar contra la voluntad de otro. Míra a tu Lilith interior y pídele que te libere, que te muestre tu potencial oculto.

Sea con quien sea con quien te conectes y de la forma en que prefieras, usa este momento para conocerte mejor, para saber quién eres y qué deseas mejorar de ti.

miércoles, 21 de septiembre de 2016

Equinoccio de Septiembre


(Construcción Maya, México)

Los Equinoccios son momentos muy especialmente particulares en el año, siendo su característica principal el hecho de que ambos hemisferios terrestres son igualmente iluminados por el astro rey, al encontrarse a la misma distancia de éste, además, tanto la noche como el día tienen la misma duración (y en todo el planeta), lo que para los más curiosos podrá significar un evento emocionante. 
Otro dato de interés es que el Sol sale con mucha exactitud por el Este y se pone exactamente por el Oeste. Hay una sincronicidad matemática y astronómica bellamente geométrica, e increíblemente equilibrada y precisa.

Un Equinoccio es muy llamativo en varios puntos, siendo el agrícola uno de los más notorios, ya que para el hemisferio sur del mundo, marca la llegada de la Primavera, y con ella, el despertar de las flores y la cosecha de distintos vegetales y frutos. 

Este cambio de estación influye bastante en el temple anímico de la gente, y aunque las reacciones varían de persona en persona, en términos generales, los niños se vuelven inquietos y traviesos, en los adolescentes se enfatizan los aspectos románticos positiva o negativamente, pues existe el mal estigma del aumento en el índice de suicidios primaverales. En los adultos puede surgir un replanteamiento amplio de su vida y una tranquila alegría o una depresión fulminante. La gente mayor parece querer recomenzar a movilizarse junto con el clima más templado, aunque las alergias irritan a cualquiera. Como podemos ver, este cambio de estación puede ser mortífera en términos psicológicos, pero de la forma en como yo lo veo y en como sugiero sobrellevar esta etapa, es dándole la bienvenida a la nueva energía que se carcomerá eso viejo en ti que debe irse, pues como dijo mi gran amigo buda: “No es el cambio lo que produce dolor, sino la resistencia a él”
Algo parecido puede pasar en el hemisferio Norte con el Otoño, una fase de ensimismamiento y resguardo, en la que muchas personas, al igual que las plantas de estación, se marchitan (sentimentalmente hablando), para en el mejor de los casos, renacer próximamente. Pero ambas estaciones traen la posibilidad de desprenderse y practicar el desapego.

Así que un Equinoccio, no sólo es un fenómeno que marca un cambio de estación, ni un espectáculo astronómico o un encuentro astrológico, sino que se abre para nosotros una oportunidad de nuevos comienzos. 

Este Jueves 22 de Septiembre es el Equinoccio de Primavera u Otoño, respectivamente. En Chile será a las 11:21 de la mañana. Momento cumbre para recibir la energía solar y activar todos nuestros centros energéticos con las fuerzas masculinas emitidas por el Sol, en alineación con La madre Tierra que nos nutre y renueva. 

¿Qué hacer? ¡Celebremos! 


Aunque se rinde homenaje a muchas deidades femeninas relacionadas con la fertilidad, no me enfocaré en alguna en particular, pienso que la gran divinidad que las reúne a todas es Gaia, la mismísima Tierra, nuestra perla azul, nuestra reina natura. Así que lo que sugiero es conectar con alguna actividad que te permita sentirte unido en dulce sintonía con ella, será lo mejor para ti. Caminar al aire libre, sentarte en la arena y contemplar al mar, regar y cuidar tu jardín, encender una fogata y cantar.

Es una fase genial para renovar guardarropas o reorganizar los muebles. Un cambio de look o cortarse el cabello y ofrecerlo al jardín como abono ¿por qué no? así una parte de ti estará con la diosa madre. Siempre llama a tu intuición.

Cultiva un deseo

Sembrar (para los que pasamos a primavera) no sólo es presentar nuestro respeto a la gran madre, es cultivar un deseo y una intención amorosa, la cual puedes potenciar escribiendo una frase que te motive en un papel y poniéndola dentro de la maceta o tierra en donde plantarás una semilla, vegetal, arbolito o flor. Le regarás con dedicación y amor, disfrutando de la sensación de un deseo ya cumplido. Puedes pedir algo tan simbólico y clásico como paz o amor, pero también tratar asuntos de éxitos, en cuanto a tu realización personal, laboral o económica. Puedes pedir estabilidad, concreción y buen proceso para desarrollar proyectos nuevos. 

Puedes hacer regalos simbólicos, como frutos, semillas, decoraciones que representen la primavera o una simple reunión para disfrutar el momento. ¡Sé creativo!

Meditación de conexión y renovación:


Para los más flexibles, pueden realizar un saludo al Sol, con posturas de yoga, pero también puedes ponerte de pie, ubicar al astro rey, cerrar los ojos, respirar profundo, elevar las manos y darle las gracias por nutrir la tierra, por dar vida y calor. Lo que de tu corazón nazca. Luego, de pie o sentado puedes imaginar que salen raíces de tus pies, atravesando una a una las capas de la tierra hasta llegar al núcleo de la misma. Le pedirás permiso para hacer este ejercicio de conexión y limpieza. Puedes agradecerle por sostenerte, por darte un lugar sobre su cuerpo, por brindar tantos regalos desde tus ancestros hasta tus descendientes. Y lo que surja de tu interior. Siempre respirando de forma natural y calmada. Sentirás que ella te ha oído y desde su núcleo fluirá por tus raíces una potente y amorosa luz energética, que puede ser roja, naranja, verde, blanca o el color que prefieras. Esa luz irá desbloqueando y nutriendo tus chakras principales, pero si aún no sabes ubicarlos bien, sólo visualiza cómo se llena de luz todo tu cuerpo poco a poco, sin olvidar ninguna parte. Esta luz saldrá por tu coronilla y se extenderá como un tubo blanco o violeta hasta el cielo atravesando al Sol. Ya le diste tu saludo, pero ahora pídele permiso para tomar de su sabía energía. Siente cómo un rayo dorado intenso y paternal desciende por el tubo blanco o violeta potenciando su energía. Éste penetra por tu cabeza, enciende una vez más tus chakras y cuerpo, especialmente en tu frente (conciencia), en tu corazón (Amor-magnetismo caliente) y en tu estómago (plexo solar), mantén la imagen de 3 soles vibrantes en esas zonas mencionadas, acumula energía y cuando lo sientas, llévalas hasta tu chakra raíz que se aloja en el perineo, desde ahí enviarás dicha energía a la Tierra. Puedes repetirlo 2 o 6 veces más, para formar ciclos de ida y regreso; de la Tierra al Sol y del Sol a la Tierra, como una forma de devolución y retribución amorosa. En el proceso agradece el instante, la posibilidad de vivir este momento, de disfrutar y recibir este Equinoccio, que traerá frutos a tu vida, fertilizará tus proyectos y nutrirá tu mente, tu corazón y tus cimientos.



(Chakras o puntos energéticos)

*Nota: Puedes reinventar este ejercicio, simplificarlo o profundizarlo más, pues esta es la forma en como yo lo hago. Sé libre de fluir y sentir tu sapiencia interior.



(Ostara, diosa de la germinación, del amanecer y la fertilización)



viernes, 16 de septiembre de 2016

Eclipse total de Luna en Psicis


Procesos e influencias de los astros

Sabemos que desde tiempos inmemorables, nuestros ancestros en distintas civilizaciones y culturas, han considerado a la Luna y al Sol como deidades altamente influyentes en el hombre, desde su estado de ánimo hasta el momento exacto para tomar decisiones tan concluyentes como el concebir a un hijo. Desde cuándo se debe sembrar y cuándo cosechar. ¡Córtate el cabello en Luna llena, pero no en Luna menguante! Ora al amanecer, porque representa el punto exacto en donde culmina la noche y se inicia un nuevo día; fuerzas astrológicas se presentan en ese momento.
Las mujeres más sabias y conscientes participan de forma activa en su ciclo femenino, rigiéndose por las distintas fases de Luna, lo que permite una comprensión interna de sí mismas, trascendental y profunda. Por ejemplo, quizás tu periodo es en la fase de Luna llena, momento que te permitirá estar creativa, sensible y sensitiva. Quizás tu periodo se da en Luna negra, lo que te permitirá un desapego más grande para dejar ir, brindándote más orden y limpieza interna. Quizás tu periodo se da en Luna creciente, lo que te hace querer iniciar o terminar cosas de forma definitiva. Cada una puede descubrir con la auto-observación cómo influye cada fase en sus procesos. Los hombres no quedan exentos de las influencias planetarias y Lunares; por lo general, muchas personas se vuelven irritables y sentimentales en Luna llena. En las costas puedes observar como suben las mareas por atracción Lunar, lo mismo pasa con la sangre en nuestro cuerpo, lo que usualmente provoca dolor de cabeza en algunos y hasta insomnio en los más sensibles.

Eclipse

Un eclipse se forma cuando un astro es ocultado por la interposición de otro cuerpo celeste de forma transitoria. Esto pasa cuando se crea una alineación entre el Sol, la Tierra y la Luna, ensombreciendo, en este caso, a esta última. Y aunque en algunas zonas alguna vez se le temió a este fenómeno por ocultarse la intensa luz del Sol, dador de vida (en los eclipses solares) o los brillantes rayos de la Luna, guía del inconsciente (en un eclipse lunar), la verdad es que es un momento intenso, en términos astrológicos, matemáticos, científicos y hasta biológicos, incluso desde un punto de vista energético, siempre marcan un momento de la historia terrestre, humana y galáctica.

Influencia para hoy

Este Viernes 16 de Septiembre de 2016 se producirá un Eclipse total de Luna en Piscis, algo bastante significativo en relación con las emociones, las expresiones y la creatividad. Si bien, los aspectos lunares siempre están relacionados con las aguas internas, en cuanto a los fluidos de nuestro organismo tanto como con las emociones, esto aumenta en Luna llena, por ser una fase poderosa de la misma, que permite un ingreso mayor a los mundos inconscientes, además de ello, Psicis aumenta el aspecto acuático de esta conjunción, liberando con mayor fuerza lo que tenemos trabado, e inspirando a la unión de los opuestos.



Cómo utilizar esta energía

Es una instancia perfecta para soltar viejas costumbres, romper paradigmas mentales arcaicos, liberarse de memorias dolorosas del pasado, hacer prácticas para sanar heridas del corazón, hacer actividades de desintoxicación mental, corporal, emocional y espiritual. Expresar lo que llevas guardado y sobre todo, rendir homenaje a uno mismo.



Dos palabras claves son: Alineación e integración. Como dichos astros se alinean, puedes alinearte tú mismo con una meditación que se enfoque en equilibrar tus chakras o centros energéticos, y/o también aceptar tu aspecto divinal masculino y  sobre todo femenino. 

Es un momento ideal para sacar a flote lo que reside en tu fuero interno; dibujar, pintar, escribir poesía, cantar o danzar son opciones excepcionales. Reunirse con un grupo que quiera concientizar y vivir en armonía este momento, (teniendo presente que la emotividad late con fuerza en esta fecha) es otra opción.

El eclipse se verá principalmente en Europa y Asia, pero para el resto la energía de esta alineación planetaria no estará ausente. Haz como yo y crea tu propio eclipse simbólico con elementos representativos. 

Ritualiza el eclipse para mayor conexión

Una vela plateada (o blanca) a la izquierda para representar a la Luna, una vela dorada (naranja o amarilla) a la derecha para representar el Sol, una copa o vaso en medio representando a la Tierra, en la que pondrás sal o arena, escribirás un deseo o frase con temas de relaciones interpersonales, limpieza interna o liberación y sanación emocional. Doblarás la nota en cuatro y luego en forma diagonal para enterrarla en la sal o arena. 



También puedes escribir un poema o reflexión para rendir homenaje y respeto a tu aspecto sagrado femenino. Puedes cantar a la Luna o a la Tierra por permitir este encuentro. Puedes pedir que te ayuden a comprender y a integrar tus sombras para llegar a una aceptación más completa de ti mismo

La intuición es lo que marca la diferencia, así que guíate con ella. A veces guardar silencio, respirar y escuchar es todo lo que se necesita.


martes, 6 de septiembre de 2016

Fenómenos naturales y cósmicos en Septiembre




"Septiembre de 2016 y todos sus fenómenos naturales y energéticos, no sólo traerá cambios y transformaciones a nivel planetario, sino a nivel del ser colectivo e individual. Momento para integrar toda la experiencia vivida hasta ahora, junto con la divinidad femenina y masculina que existe en todo, y en cada uno de nosotros. Momento para resonar con la Tierra, con la natura y con el universo. Momento para elevar consciencia y plantar semillas de luz en cada lugar físico-simbólico en el que sientas un llamado.
Medita todos los días, con mayor énfasis en las fechas señaladas, pues traen grandes fuerzas depurativas y transformadoras para las que debes prepararte.
Éstas marcan inicios y términos, una instancia perfecta para dejar ir e iniciar proyectos. Se abrirán compuertas vibracionales, como canales en donde se dará paso para recibir luz, expandir luz y elevar luz.
Abre todos tus sentidos, conéctate."

Fuente: Página de Facebook= Terapias MCA

No sólo se trata de trasformación y cambios, o de una simple apertura de energías sutiles de niveles superiores. Una palabra clave para mi es "Alineación", de lo micro a lo macro. Primero desde el cuerpo individual, calibrando la columna vertebral como el vehículo principal por donde fluye la vitalidad, el poder, las potencialidades y la propia energía, para sintonizar con la Tierra y ser Uno con ella y los demás. 

*El Jueves 1 de Septiembre: Hubo un eclipse Solar, el cual permitió conectar con las fuerzas masculinas de todo ser humano, ayudando así, a reconocer y activar la propia capacidad de creación en nuestro plano tridimensional. Cada Eclipse marca un antes y un después, éste simbolizó "un nuevo amanecer" (de la humanidad)

*Viernes 9 de Septiembre: Uno de los portales más grandes y significativos del año. El portal 999, permitirá la integración del ser personal con la sabiduría universal. Llegará la luz del conocimiento verdadero para saber el propósito de vida en función con la misión del alma. Permitirá Conectar con el mundo de una manera muy sensible, por ello se recomienda hacer un trabajo meditativo de preparación para recibir esta fecha. 

*Viernes 16 de Septiembre: Habrá un eclipse Lunar, El cual permitirá conectar con las fuerzas femeninas y las aguas del subconciente a un nivel muy profundo, revelando la sapiencia interna para restablecer, cambiar o confirmar tu ruta. Momento de limpieza, silencio y contemplación.

*Jueves 22 de Septiembre: Se producirá un Equinoccio de Primeravera u Otoño según el hemisferio terrestre en el que vivas. Sea cual sea, simbolizan un renacimiento, despertando desde la verdad de la esencia, en donde podremos expandir con alegría la luz del espíritu, dándole la bienvenida a una nueva etapa de consciencia.

Hay distintos grupos haciendo reuniones, si lates con alguno, no dudes en asistir a sus actividades. O hazlo en solitario si esta información te resuena. ¿Cómo? la espontaneidad y la intuición son los mejores guías, así que siéntete libre de elegir la forma en que te expresas y celebras estas bendiciones planetarias. En lo personal recalco la importancia de beber agua para mantenernos desintoxicados, practicar la auto-observación y meditar diariamente al menos 30 minutos. Puedes cantar mantras, danzar, hacer ofrendas, caminar o hacer un peregrinaje en un sitio natural o significativo. Orar o permitirte entregarte espiritualmente a las frecuencias vibracionales del mundo.

domingo, 28 de agosto de 2016

El complejo de mártir (Parte II y final)


Profundizando en el complejo de mártir

-¿Te consideras o te consideran una persona altruista, dadora de bienes materiales y ayuda espiritual, de forma desinteresada (aunque duela algunas veces), siempre dispuesta a apoyar, atender y consolar sin importar la hora o el contexto?, ¿antepones sin protestas -evidentes al menos- el bienestar del otro por sobre el tuyo porque no sólo lo necesita, sino que lo merece, incluso más que tú, ya que tú puedes soportar o lidiar con el dolor?, ¿es un deber perdonar y dejar pasar las fallas de los demás sin represalias, aunque signifique callar tu propia angustia o vivir con las consecuencias de los errores ajenos?, ¿tienes patrones de complacencia, condescendencia y obediencia? si lo analizas con detalle podrás descubrir si haces las cosas por satisfacer a los otros y tener su aprobación y aceptación, más que por una cuestión de voluntad real, y aunque pueda tratarse de un comportamiento heredado dentro de tu línea familiar, tienes todo el derecho de no vivir más así.

-Hay personas que no están realmente “abiertas a recibir” la abundancia y prosperidad en su vida, sea de la forma que sea. Su subconsciente está programado para rechazar la ayuda o los regalos de la vida. Poseen un desbalance extremo en cuanto a lo que la ley de retribución dicta de un justo equilibrio entre el dar y el recibir. Dan sin medida, pero les cuesta aceptar retribución monetaria u otro tipo de compensación material por sus labores ofrecidas, ya que eso atenta contra el complejo de mártir. Es como si la paga ensuciara inconscientemente su camino. 

-Y aunque no todos padecen el complejo de mártir del mismo modo, todos pueden conservar las propiedades favorables de un mártir: mantén tu templanza, tu entereza intacta, tu voluntad firme. Protege a quienes amas, guía a quienes necesitan ayuda, pero respeta tu cuerpo; proporciónate lo que necesitas, ya sea en cuanto a cosas tan básicas como agua y comida, o más trascendentales como tu realización personal. Dirígete con entusiasmo hacia la consecución de metas y sueños que tengas. Lo mereces, como cualquiera. No te postergues, acepta lo que el universo tiene disponible para ti. Puedes desempeñar tu rol en el mundo sin tener que censurar lo que deseas y sin tener que cargar con las angustias ajenas.

*Aunque ésta es una visión general del asunto, cabe destacar que hay muchas formas diferentes de vivir esto. También debes considerar que si tienes algunas características descritas, no necesariamente tienes un complejo de mártir, sólo rasgos. Si te afectan, corrígelos. El primer paso es reconocerlos, el segundo es romper los esquemas limitantes al permitirte ser y sentir libremente, sin culpas. Mereces lo bueno, lo lindo y lo mejor.

También puedes usar decretos o afirmaciones para reprogramación mental, tales como:

 “Yo (tu nombre completo) decreto ante el universo, que me libero de toda creencia de que debo sufrir penurias y dolores para completar mi propósito de vida. Estoy abierto a las bendiciones cósmicas. Le doy la bienvenida a la prosperidad, a la abundancia y a la plenitud a mi vida, pues soy merecedor de grandes dones. Ahora ya, en este mismo instante. Así es y así será. Gracias” (Repetir de una a tres veces diarias, con un mínimo de 21 días o hasta que sientas que te has liberado).

*Es una creencia errada el pensar que el hombre viene a sufrir al mundo y que debe sudar y sangrar para alcanzar lo que quiera. Es un error pensar que es un castigo todo lo que nos sucede o que realmente sólo se goza de un bien después de mucho dolor y esfuerzo. El sufrimiento es un camino para aprender ciertas cosas, pero llega un punto en que debes cambiar de ruta para aprender de otra manera y llegar a otros planos de consciencia.

Desde ahora procura ser libre de los dolores innecesarios. Parte del progreso se llama integridad personal; autovalórate y respétate. ¡Mucho éxito!


domingo, 21 de agosto de 2016

El complejo de mártir (Parte I)



Concepto:

Se entiende como mártir a quien sufre “martirios” por defender con devoción una ideología o creencia (religiosa principalmente). Una de las características básicas es la “renuncia” del bien propio, -llámese integridad personal-, y la falta de miedo (al menos en apariencia) de morir en pos de la causa por la que se lucha. De hecho, morir por Dios, por un rey, por una nación, es morir con orgullo y dignidad. No importa la guerra, ni las persecuciones, ni las torturas, ni la esclavitud a la que los detractores les sometan; sufrir es el camino.

Aunque mi objetivo no es enfrascarme en cuestiones históricas, sino hacer una señalización psicológica, cabe destacar que muchos de los santos beatificados son considerados mártires, ya que sus vidas estuvieron cargadas de penurias, no sólo por personas que no les creían o que no estaban dispuestas a escuchar. También sufrieron luchas internas y espirituales tremendas; y debo decir que, pienso que muchos de estos individuos marcaron un antes y un después durante las respectivas épocas en las que vivieron, y dejaron una fuerte enseñanza en relación a la compasión, la tolerancia, la justicia y el espíritu de lucha. 

Hoy en día siguen existiendo mártires, personas dispuestas a sufrir y morir por sus convicciones. En el aspecto positivo encontramos “El espíritu de lucha” y sobre todo, “la fortaleza interior” que da la fe, motivación o inspiración de lo que se defiende. Y aunque hoy en día, no hay luchas del mismo calibre como en las cruzadas o la persecución Romana para abolir el cristianismo, ni la inquisición persiguiendo a las brujas, todavía hay quienes anhelan libertad y buscan sin descanso la paz y otras causas nobles con pasión.

Apartando los contextos históricos más antiguos, e incluso, apartando a los grandes representantes (conocidos o desconocidos) alrededor del mundo en la actualidad, tú puedes tener rasgos de un mártir o más precisamente, "complejo de mártir". Aunque como ya mencionamos, tiene un aspecto muy positivo en cuanto al desarrollo de la fuerza interna, la persistencia, la paciencia, la misericordia y otras cualidades del alma, su aspecto negativo es sumamente limitante para quien padece este complejo. 

Algunos de los bloqueos que el complejo de mártir puede traer:

Tu prosperidad y abundancia puede verse afectada por este complejo. Pareciera que invocaras inconscientemente las penurias, pero estás resignado ya que es “lo que te toca vivir”, pues no eres precisamente alguien “merecedor” de más y mejores cosas. Aceptas con resignación los males que vengan porque te hacen más fuerte; sufres en silencio e incluso, te sacrificas innecesariamente o de más. Si una carta del tarot fuese la tuya, sería el “Apostolado” o “Colgado”, aquel iniciado que para alcanzar la iluminación se entrega voluntariamente al sufrimiento y se queda observando, dejando que las cosas sucedan. Además, también puedes llegar a ser tan conservador o cuadrado mentalmente como “El sumo sacerdote”.

De paso puedes haber hecho un voto de mártir en una vida anterior, junto con otros votos karmáticos como el de pobreza, enfermedad, celibato o sufrimiento, algo que ya no corresponde a tu actual realidad. Puedes tener una programación de autocastigo, porque es lo que conoces para llevar a cabo tu propósito, misión o camino. 
Muchos se sentirán víctimas de las circunstancias y otros las aceptarán "porque la vida es dura", "porque las cosas son así", "porque todos lloran y sienten dolor", "porque la verdadera felicidad no existe, o sólo se encuentra después de morir, o está en el cielo o es un don de pocos, que probablemente no estén muy cuerdos". Estos son algunos argumentos de justificación. Excusas para no enfrentar el cambio. Ojo, no todo el que sufre tiene rasgos de un mártir, sino de una víctima. Usualmente una víctima piensa que todo el mundo conspira en su contra y no necesariamente procura el bien a los demás, pues está muy ocupada sintiendo autocompasión. El mártir sufrirá por ti, pero querrá sacarte adelante, con amor, con dedicación, aunque suponga "recibir las balas en tu nombre", y te enseñará que "de los más grandes tormentos pueden nacer las obras más sublimes".

Ya entendido y analizado este punto, en la próxima semana veremos otros tips para reconocer mejor esta creencia de mártir y daremos algunas recomendaciones para sanar y liberarse de esto.


Imagen: Arcano XII "El Colgado" o "Apostolado" en el tarot de Marsella.

domingo, 14 de agosto de 2016

Lecturas privilegiadas



(http://consultoriopoetico.blogpot.com/)

El año pasado y el anterior, hubo un tiempo en que me sentía muy "poetizada", la inspiración me abrió caminos no sólo hacia el centro de mi ser, sino hasta otras personas. En esta travesía de nuevas conexiones no sólo encontré gente de lo más creativa y visionaria, también de grandes y severas críticas, pero de mucho talento. Pude realizar proyectos literarios en conjunto, simples, pero de una belleza nutritiva de la más gratificante. Con algunos nos vemos de vez en cuando, ahora que los horarios, ocupaciones y prioridades son otras, como parte de los obvios procesos en los movimientos de la vida. Entre algunos nos leemos cada que podemos, y dejamos muestras de aprecio y respeto hacia nuestros trabajos por las distintas redes sociales. Con otros nos frecuentamos más por los estilos, la cercanía, la amistad en proceso, y/o por trabajar más en la misma vía de preferencia.
Me agradaron varios, pero me encanté con pocos. Tengo en mente una lista pequeña de personas que comencé a leer casi que sin descanso desde entonces, pendiente de cada actualización hasta hoy. Y aunque hace poco he tenido la fortuna de encontrar otro par de buenos escritores, debo hablarles de Karla. La conocí por twitter (@karlisjar), donde, he de confesar, me sentí prendada de inmediato, como si me hubiese atravesado una dulce flecha de tinta, haciéndome adicta a sus letras. Aunque sé que esto sonará, quizás, elitista o pedante, estaba a la altura de mis estándares en cuanto a lo que me gusta leer. Y aunque no tengo exigencias estrictas, tengo muy claro lo que verdaderamente me hace disfrutar de una lectura: No se trata de una otorgaría perfecta, ni de ideas estrafalarias, pero sí de un conjunto armonioso de filosofías personales y expresiones creativas, que validen la autenticidad y originalidad de la persona. Cada escritor usará las herramientas literarias como le plazca y por las razones que lo motiven, y aunque no es necesario, como lector, identificarte del todo con el autor, es una gracia sintonizar, en algún nivel, con su texto. Así me pasó con Karla, aunque describía estados o situaciones por las que yo no he pasado, algo queda resonando en mí cada vez que la leo. Es una mujer que logra sutilizar cualquier experiencia. Si pones atención y te conectas realmente con sus ideas, te darás cuenta que posee sentimientos de elevada vibración. La inspiración pareciera desbordársele.

Y ahora tengo el placer de poder leerla en versión extendida vía blogger. Como ustedes ya saben, me declaro fan de los blogs en nacimiento, así que los dejo cordialmente invitados para visitar a Karla Arango en su blog: Consultorio poético, donde encontrarán opiniones, reflexiones y poesía.


domingo, 7 de agosto de 2016

Enigmas de ese otro morador



Muchas veces podemos ver en otro a ese otro dentro de él que le limita y sabotea, una discordante y tragicómica proyección de sí mismo, irónicamente cansada y expectante por comenzar a vivir libre de sus propias ataduras. Y he aquí el bello y dramático romance que se forma en el puente existente entre su mundo y el nuestro: si nos parásemos en medio de él, como un espectador, podríamos ver a ciencia cierta lo que nos diferencia y lo que nos une,  además de comprender que todo juicio y crítica, son percepciones obtenidas por un efecto de “espejo”, o como también le llamo: “Sombras de Luna”, -revelaciones de las aguas internas del subconsciente-, en la que se manifiestan nuestras carencias, debilidades, deseos reprimidos, emociones no expresadas, y todo cuanto no queremos ni admitir ni asumir, a través de la observación del otro (o la manifestación de ese otro que mora en él, como dije). 
Practicar la observación de sí mismo en los demás es un ejercicio tanto introspectivo como interactivo, que requiere de constante atención, pausa, interrogación y reflexión. Ejercitar con desconocidos, conocidos y seres queridos mejorará la forma en que nos relacionamos con la gente, con nosotros y hasta con el cosmos. Puede que esto salve y sane lazos fracturados en tu vida, que te ayude a mejorar y te otorgue herramientas para auxiliar a alguien más en este mismo proceso de autoconocimiento. Lograrás ganar experiencia en un bien tan escaso como lo es la empatía. Lo que claramente mejora la convivencia y subsistencia humana


Ciertamente, hay ocasiones en que podemos conocernos un poco mejor a través de la mirada del otro, de su propia exploración hacia nosotros. Es una ventaja tremenda que al descubrir sus verdades, se nos presenten, también, nuestros misterios, en una especie de juego maravilloso de aprendizaje y redescubrimiento. Poder interiorizar en las personas queridas, recuperar o mantener el interés por descubrir todas las dimensiones laberínticas e internas que habitan en ellas, permite una conexión sublime y exquisita, que no tiene precio ni comparación.

Buda dijo: “Si uno queda atrapado por una idea creyendo que es cierta, pierde la oportunidad de conocer la verdad”. Inspirados por esta reflexión, hemos de considerar como un bien preciado la flexibilidad mental. Ésta nos permite estar receptivos a las perspectivas de otros ojos que miran por un punto distinto el mismo prisma, lo que nos da un panorama más vasto y completo de la situación, abriendo nuestra conciencia a otras realidades e inclusive, a secretos propios de la tierra, la especie y otras formas de vida.

domingo, 31 de julio de 2016

La noche



Al contrario de mi niñez, hoy me considero una persona nocturna, alguien que disfruta de las bondades lunares y todo lo que envuelve su místico halo, aunque suponga atravesar oscuros laberintos y hasta lidiar con los terrores de un insomne. 
Ciertamente, hay un asombro ensordecedor cuando te entregas de lleno a la contemplación de ti mismo, en medio de la boca abierta de la noche. Su silencio impoluto es perfecto para el descanso tras la batalla diaria, o para la reflexión desnuda y sin tapujos sobre la vida y sus otras estancias. Tiene una sinceridad tan bendita como siniestra, ya que derriba cualquier máscara absurda que te hayas falsificado durante la jornada para endiosar al ego. Te arrebata las armas con las que defiendes tu fragilidad, dejando al descubierto todas las caras de las realidades que escondes. 
Es durante una noche en vela cuando mejor podemos ver a nuestras bestias internas; es entonces cuando despiertan, es allí cuando surge la oportunidad de forjar el temple, la voluntad y la valentía, para en el mejor de los casos, llegar a una catarsis sanadora que lleve a la total integración de tu sombra y tu luz. Ese es uno de los más efectivos caminos hacia la aceptación total, pero también, uno de los más abrumadores.

La noche no sólo es oscuridad, silencio y un cielo estrellado. También es, metafóricamente hablando, un abandono divino, en el que te desconectas de la rutina, de las palabras y de la gente, para sólo ser tú y el universo. La ausencia de distracciones banales ya no interfiere entre tú y la inspiración, entre tú y esa sagrada soledad, entre tú y esa quietud estabilizante. Sólo tú, contigo mismo. 

Aunque ya no realizo tantas caminatas nocturnas como antes, me sigue cautivando observar al mundo bajo el cobijo y la calma de la noche, es como transitar de una dimensión a otra; algo único, que admite diálogos con tu reflejo o con otra persona que esté dispuesta a, por un momento, desvivirse como un noctámbulo apasionado para adentrarse en los encantos secretos de la noche, asumiendo de antemano, que sus placeres también tienen un precio.

domingo, 24 de julio de 2016

Suspiros invernales



Siempre que me lo propongo fallo en el intento, probablemente esta sea una de esas veces, porque no sé cómo escribir dignamente sobre el Invierno y sus encantos. Nunca me alcanzan las palabras ni hallo las expresiones justas para hacerle honor a la lluvia, al frío, al viento y a todo lo que me trae la estación.

Hoy llueve con fiereza, y le disfruto de la única forma en que verdaderamente sé disfrutar de días, tardes y noches así; tomando un café muy cargado. A veces a solas o en buena compañía; hoy con mi esposo. Valorando la proximidad, la presencia, la esencia del otro, aumentado con la intensidad ensordecedora de la lluvia. 
Y le oigo en silencio, con un profundo y respetuoso silencio, pues sólo así se adentra en su gracia.

El mundo nos obsequia estas temporadas para dejarnos cobijar por los dones invernales, en una suerte de encuentro con uno mismo; esa es la raíz de la hibernación, un símbolo de caminar hacia adentro, de alcanzar la fibra más honda, de resguardarse de las decisiones apresuradas, de recuperar la energía invertida y regenerar no sólo el cuerpo, sino la mente y el corazón, para luego salir refortalecidos, con un espíritu renovado.

Reflexiono y me dejo empapar simbólicamente por estos sonidos, por este golpeteo insistente en el tejado. En secreto le pido que me purifique y reconecte con mi interior, y con el flujo natural de los elementos. Deseo la integración con el planeta. Deseo ser sanada por la lluvia, hoy, que estoy dejando ir y recibiendo al mismo tiempo. 
Espero que las calles se limpien, que las energías se muevan, que la tierra se nutra. Tengo la esperanza en que cicatricen mis heridas áuricas y las de otra persona que se sienta igual que yo, honrada por este día, esperanzada por esta lluvia, envuelta en el humo aromático de un cálido café o de un tierno abrazo, con un libro de poemas en las manos o todo junto. Y entonces sólo a momentos una amiga a la distancia me desenfrasca y me trae de regreso, hablándome sobre el desnudar el alma y las cartas escritas con tu puño y letra. Me encanta el romance y el sello personal que se impregna en ellas, pues algo de ti lo plasma la tinta. Yo pido que algo de este Invierno se quede en mí y que algo de mí se vaya en él.
Hace dos días, en la playa, este Invierno cubrió el horizonte con una neblina espesa oscureciendo al mar, así fue la forma profunda en la que me conecté con otra persona el mismo día en que me tocaba desearle un buen viaje. Los mensajes escritos en las rocas, hablaron por nosotros… Agradezco al Invierno todo lo que me está otorgando.

Aunque está permitido, en este Invierno no extrañaré  y aunque sé que a veces tendré tierna nostalgia, seguiré disfrutando de las mañanas frías, de las tardes nubladas, de los árboles desnudos, de la arena húmeda, de la hierba fresca, del café caliente, de la plática franca, de los besos en el alma, de las reflexiones internas, de los fenónemos naturales, de las noches largas, de los recuerdos dulces, de las nuevas conexiones, de las puertas abiertas, y del silencio y la solemnidad poética de esta estación. 
Así que ¡shhh...!, estoy escuchando los suspiros del Invierno...